“Vivimos tiempos convulsos y no está siendo fácil el cierre de 2018”, aseguraba ante la ministra de Industria el presidente de Faconauto, Gerardo Pérez Giménez, durante el discurso de apertura del Congreso organizado por la patronal, los día 11 y 12 de febrero en Ifema. Según Pérez, este año es clave para el futuro del sector de la distribución y reparación de vehículos, que vive un momento de fuerte cambio, en el que es urgente establecer un marco de seguridad jurídica que le permita alcanzar sus objetivos marcados para los próximos dos años: una apuesta por la inversión local y regional, la capacitación digital y la descarbonización.

“El sector no puede esperar más. Hay que buscar en el próximo semestre un equilibrio regulatorio en las relaciones comerciales entre marcas y concesionarios que vele por el adecuado funcionamiento de la competencia, mediante soluciones integrales que tengan en cuenta los derechos de miles de pymes y trabajadores”, puntualizaba el presidente de Faconauto.

Gerardo Pérez también ha recordado que los concesionarios están inmersos en un proceso de transformación y modernización que les está obligando ya a abordar inversiones productivas. Faconauto calcula que el sector incrementará en un 8,5% esas inversiones, destinando 2.000 millones de euros en los próximos dos años, lo que les permitiría crear 21.000 puestos de trabajo hasta 2022.

Al respecto, el presidente ha comparado la situación de los concesionarios españoles con la del resto de la Unión Europea, ya que España es de los pocos países que no tiene en su ordenamiento jurídico una solución “razonable y equilibrada” que mitigue el efecto de contratos de distribución, en muchos casos descompensados a favor de una de las partes.

En su opinión, “hoy existe un limbo jurídico debido a la ausencia de unas reglas de juego en lo que se refiere a los contratos suscritos entre marcas de automoción y sus distribuidores, y esto hace que el desequilibrio entre partes sea excepcional en nuestro país comparado con los países de nuestro entorno. Es preciso darle una solución a este problema si queremos que el sector siga creando riqueza”.