“El Gobierno está consagrado a la preparación de un plan de recuperación e inversión de una magnitud sin precedentes. En esa recuperación, el turismo y la automoción serán sectores clave. Ambos, fuertemente golpeados por la pandemia, contarán con atención específica”. Así lo destacaba el presidente Pedro Sánchez en un tweet publicado el pasado 31 de mayo, jornada en la que también anunciaba durante su comparencia que el Gobierno aprobará “tan pronto como sea posible” un plan para reactivar el sector de la automoción, informa Faconauto.

Pedro Sánchez avanzó que el plan tendrá como objetivo renovar el parque automovilístico hacia uno más moderno y eficiente, aunque también se estimularán las inversiones, se fomentará la investigación y se tratará de aumentar la competitividad de España a nivel europeo.

Las medidas afectarán a toda la cadena de valor del sector. “Al tiempo también vamos a ayudar a acelerar la transición a vehículos más limpios y sostenibles en el marco de la transición ecológica en el que está comprometido el país”, detalló el presidente. En la misma comparecencia, Sánchez también hizo referencia a la nueva Ley de Movilidad Sostenible, que tendrá que ser compatible con la Ley de Cambio Climático, que el Ejecutivo pretende convertir en el “marco regulatorio” para la fabricación y comercialización de vehículos sostenibles.

El Gobierno prepara un plan de ayudas para el sector del automóvil de 10.000 millones de euros, una inyección de dinero que provendrá de la Comisión Europea dentro del plan de reconstrucción y por el que España recibirá del orden de 140.000 millones de euros, publica El Economista. La propuesta ya cuenta con el visto bueno del Ejecutivo, puesto que en marzo de 2019 ya se aprobó el Plan Estratégico de Apoyo Integral al sector del automóvil, que ahora se pretende rescatar.

El plan supondrá la movilización de 9.726 millones de euros en favor del sector del motor hasta el año 2025, gracias al efecto arrastre de las inversiones que realizará el Gobierno de alrededor de 2.634 millones (1.127 millones en el despliegue de infraestructuras, 422 millones en medidas laborales y 1.085 millones en I+D+i). El Ejecutivo espera que cada euro invertido se transforme en 3,7 euros adicionales.

gerardo perez presidente faconauto

Para el presidente de Faconauto, Gerardo Pérez, “el anuncio es muy necesario y responde a lo que llevamos trabajando desde hace tiempo. Si se termina concretando, será una gran noticia para el sector”, declaraba en una entrevista en Radio Intereconomía. En opinión de Pérez, es importante que se tenga en cuenta a todas las tecnologías disponibles. “Tiene que haber dos empujes: el primero en los motores de combustión y después, incentivar la venta de vehículos de 0 emisiones”.

El presidente de la patronal de los concesionarios considera que el plan es “urgente” debido a los datos de matriculaciones de los últimos meses, además de vital para “mantener el empleo que genera la automoción”. “Hay que copiar lo que ya se hizo con el Plan PIVE que funcionó en su momento. Necesitamos un sector fuerte, que se vendan coches en nuestro país y que se sigan fabricando aquí”.