Los talleres también muestran su solidaridad en estos momentos. El Diario de Burgos recoge la iniciativa de Gerardo Javier López y su mujer Inma, de Carrocerías Javi (en Villarcayo), que han donado al centro de salud de la localidad parte de su material (1.000 guantes de látex desechables y 15 mascarillas profesionales).

Además, decidió adelantarse a las dificultades de los transportistas y no dudó en ofrecer sus flamantes instalaciones a quienes necesitasen darse una ducha, ir al lavabo, tomarse un café o picar algo. Incluso ha llenado su nevera más de lo habitual para atender a los transportistas que se acerquen a sus instalaciones en el Polígono Industrial Las Merindades de la localidad burgalesa, donde el único bar está cerrado.

Gerardo e Inma publicaron su propuesta en su muro en Facebook, y aunque apenas ha tenido repercusión real, pues pocos camiones se han acercado, sí ha habido muchas llamadas preguntando ubicación y horarios. Esta iniciativa tiene aún más valor si cabe, pues es un taller especializado en carrocería y mecánica para vehículos ligeros y no repara vehículos industriales.