Toyota Motor Europe (TME) se posicionó como líder europeo del sector de automoción con el menor nivel de emisiones de CO2 de Europa, con 103,6 g/km de media en 2012.

En el informe anual publicado por la Comisión Europea y la Agencia Europea de Medio Ambiente, la media de emisiones de CO2 de toda la flota de la compañía disminuyó en 5,7 g/km, lo que supone una reducción de un 5% respecto al año anterior. Este resultado coloca a TME 24,3 g/km de CO2 por debajo del objetivo específico de la compañía.

Durante el ejercicio 2012, Toyota Motor Europe sobresalió en el sector del automóvil en la Unión Europea, donde el promedio de emisiones de CO2 de los grandes fabricantes únicamente disminuyó 1,8 g/km, hasta los 130,4 g/km.

Dentro del programa de la Comisión Europea se elaboró este ranking, que contempla el 65% de los vehículos con mejores resultados matriculados por cada fabricante. Los cálculos de los niveles de emisiones de los vehículos para los dos próximos años tendrán en cuenta un porcentaje gradualmente superior.

Según el informe, las emisiones de CO2 específicas de TME han disminuido un 29% en los doce últimos años, hasta alcanzar 121,9 g/km considerando el 100% de la flota, mientras la media de reducción del total del sector ha sido del 23% en este mismo periodo.

En este sentido, Toyota y Lexus lideran claramente el sector europeo, con el mayor porcentaje de vehículos que emiten menos de 100 g/km de CO2, que supone un 23 % de la flota.

En este liderazgo de TME en la reducción de emisiones tiene protagonismo la creciente oferta de productos híbridos de la compañía, que comprende seis modelos Toyota y seis Lexus.