Teroson, marca de Henkel para la adhesión, el sellado y el refuerzo en la reparación y mantenimiento de vehículos, ha mejorado su gama de masillas para restauración de carrocerías cualquiera que sea el daño (abolladuras, arañazos, agujeros o imperfecciones). Las nuevas fórmulas, junto con la introducción de nuevos productos, proporcionan un sistema en el que confían tanto fabricantes de primeros equipos como profesionales del taller.

Diseñadas específicamente para los talleres de chapa, estas masillas proporcionan una adhesión mejorada y, una vez curadas, se pueden lijar fácilmente para devolverles la forma original. Tras ser pintadas, resisten los ataques químicos y ambientales, no se contraen y son lo suficientemente flexibles para soportar vibraciones y pequeños impactos en la carrocería. Para garantizar estas prestaciones, todas las masillas Teroson son sometidas a pruebas rigurosas y cuentan con certificaciones de instituciones como TÜV y Dekra.

Teroson cuenta con una amplia gama de masillas de poliéster que cubren todas las necesidades de los talleres de chapa y pintura. Teroson UP 150 es una masilla de fibra de vidrio para rellenar todo tipo de agujeros e imperfecciones de la carrocería, mientras que Teroson UP 210 es una masilla de acabado para rellenar defectos finos en la chapa (abolladuras, arañazos, agujeros, etc.) y conseguir un acabado perfecto de la superficie antes de pintar.

Por su parte, la masilla universal híbrida Premium Teroson Up 240 está destinada para reparaciones en todo tipo de sustratos presentes en la carrocería y la elástica Teroson Up 250 es perfecta para la reparación de piezas de plástico que se puedan pintar.

Además, Teroson pone a disposición de los profesionales del taller tutoriales paso a paso que encontrarán en la web Reparacion-vehiculos.es.