¿Hemos perdido los automovilistas destreza a la hora de aparcar el coche? ¿O todo es fruto de las diferencias entre el tamaño cada vez mayor de los vehículos y las pequeñas plazas de aparcamiento estándar? Sea cual sea la explicación más lógica, lo cierto es que las cifras hablan claro: hoy se producen más golpes aparcando que hace diez años.

 

El análisis estadístico lo ha presentado la aseguradora Allianz, expuesto en el portal de Connection Soft Service. En él se asegura que se producen alrededor de un 30% más de accidentes aparcando, y parece que la causa tiene más que ver con el tamaño de los coches que con las habilidades de los conductores.

De hecho, son los vehículos de mayor tamaño, los SUV y las furgonetas, los que más siniestros sufren mientras están estacionando. En general, el 40% del total de los partes de accidentes por daños son a causa de un incidente mientras se estaciona el coche.

La maniobra más peligrosa para la integridad de nuestra carrocería parece ser la marcha atrás: el 85% de los partes son causados por desafortunadas maniobras marcha atrás, lo que no es ninguna sorpresa. Asimismo, en el 20% de estos accidentes, ¡dos coches colisionaron mientras daban marcha atrás a la vez!

Otro factor de riesgo parece ser la edad: los mayores de 65 años protagonizan hasta tres veces más accidentes en las maniobras de aparcamiento.Además, en un 4% de estos siniestros se producen daños personales.