Las matriculaciones “tácticas” contemplan operaciones de “kilómetro cero”, así como modelos destinados a la exportación, automatriculaciones y flotas de marca para uso interno. Para algunas marcas estas operaciones representan “un mercado de oportunidad” y se enmarcan en su estrategia comercial acordada con sus redes.

En marzo, estas operaciones disminuyeron un 4,8%, con 13.320 unidades, volumen que supuso que este tipo de operaciones representará un 10,9% sobre el total de matriculaciones en el mercado español, que cerró el tercer mes del año con una cifra de 122.680 unidades, lo que supone una disminución del 4,31%, según datos de MSI recogidos por Faconauto.

Por marcas, Jeep fue la marca que cerró marzo con un mayor porcentaje de matriculaciones de este tipo, con un 29,2% sobre el total de sus 2.087 unidades, lo que sitúa la cifra en 610 operaciones (+106). Alfa Romeo ocupó el segundo lugar en penetración de matriculaciones “tácticas” en sus ventas, con un 28,4%, lo que supone 124 unidades (+42,5%) sobre el conjunto de 437 unidades entregadas por la marca en marzo.

Por detrás se situó SsangYong, que automatriculó 101 vehículos (+405%), lo que representa un 23,8% sobre su volumen comercial, que fue de 424 unidades, mientras que DS concentró 73 operaciones, un 20,4% sobre sus ventas totales de 357 unidades. La quinta posición fue para Smart, con 80 operaciones (-25,9%), lo que representa un 20,1% respecto al total de 399 unidades que matriculó en España durante el mes pasado.