Las matriculaciones de turismos y todoterreno subieron un 7,8% en la primera quincena de julio hasta alcanzar las 43.688 unidades vendidas, según datos del Instituto de Estudios de Automoción (IEA) para Ganvam. De esta forma, los últimos coletazos de la octava edición del PIVE, que terminará el próximo 31 de julio, impulsaron las matriculaciones en el canal de particulares un 9,3%, con 23.204 unidades vendidas en la primera mitad del mes.

Por su parte, los rent a car continúan su provisión de flota para un verano que, previsiblemente, volverá a batir cifras récord de turistas, lo que explica que protagonizaran una subida del 13%, con un volumen de ventas de 9.737 unidades matriculadas. Los mismos datos muestran que las empresas no alquiladoras prácticamente se mantuvieron estables ( 0,8), hasta las 10.747 unidades.

Según el presidente de Ganvam, Juan Antonio Sánchez Torres, “la recta final del PIVE provoca un efecto llamada que, sin duda, contribuye a impulsar las ventas. En cualquier caso, el mercado late a buen ritmo, lo que significa que quedarse a las puertas de las 1,2 millones de unidades en este 2016 va a estar más cerca que nunca”.

Por Comunidades Autónomas, las subidas más llamativas vinieron protagonizadas por Castilla y León y Murcia, que registraron un aumento del 23,3% y del 22,3%, respectivamente, en esta primera quincena de julio. Otras zonas experimentaron también aumentos significativos en sus ventas, como el Archipiélago Canario ( 17,6%) y Extremadura ( 15,7%), seguidas de la Comunidad de Madrid ( 9,7%), Andalucía ( 9,5%), Asturias ( 8,1%) y Galicia ( 7,3%).

Los menores incrementos vinieron de la mano de Cataluña ( 4,7%), Aragón ( 3,4%), la Comunidad Valenciana y Castilla-La Mancha, con una subida del 2,6% cada una, Cantabria ( 2,4%) y Baleares ( 1,3%). Por el contrario, Navarra fue la región que experimentó la mayor caída en la primera quincena, con un descenso del 11,2%, seguida de La Rioja (-10,8%). País Vasco, por su parte, fue la que menos cayó, con un descenso del 8,7% en estos primeros quince días.