Cada vez más clientes solicitan un coche de sustitución mientras su automóvil se encuentra inmovilizado en el taller. Se trata, sin duda, de uno de los servicios más apreciados por los automovilistas, y una demanda habitual de las compañías de seguros. Todo hace pensar que en el futuro más cercano la tendencia no hará sino aumentar.

 

De hecho, si existe un sector que sabe de la importancia que tiene adaptarse a las necesidades de sus clientes ése es el de la reparación del automóvil. Pero ofrecer una pequeña flota de vehículos de cortesía supone una inversión costosa que precisa de una correcta gestión. Gestión externa, en cuanto a relación con aseguradoras y clientes del taller, e interna, como uno más de los activos o inversiones de la empresa.

La nueva funcionalidad de gestión de vehículos de sustitución de Connection Soft Service (CSS) nos vuelve a colocar a la vanguardia del sector mediante una herramienta perfectamente integrada en nuestro módulo de gestión de taller. Es una solución que mejorará el flujo de trabajo taller-aseguradora y la percepción del servicio que tiene el cliente final.

Gracias a ella, el taller puede controlar de forma rápida y sencilla su flota de vehículos de cortesía, estado, entregas, etcétera. Todo de un modo intuitivo, incorporando los servicios necesarios en la Orden de Reparación, o resguardo de depósito, en el mismo proceso de recepción activa del vehículo o desde una solicitud de cita previa.