A pesar de que las negociaciones siguen su curso oficialmente, ya se podría haber alcanzado un acuerdo entre las dos partes, según informa el portal J2R Auto. Se espera que PHE invierta alrededor de 55 millones de euros, que se utilizarán principalmente para recuperar los créditos pendientes del especialista en la venta online de recambios. Esta financiación evitará que la empresa vaya a la quiebra.

Por su parte, Pierre-Noël Luiggi mantendría un 20% de sus acciones en Oscaro pero pronto podría dejar su puesto en la gerencia de la compañía, recoge la revista En Contact relevado por nuevos líderes y asociados en los próximos días tras la adquisición de Autodis Group.

Si se confirma esta operación, el nuevo director general de Oscaro tendría que recuperar la confianza de sus proveedores, algunos de los cuales han preferido detener su actividad con la plataforma. Lo mismo ocurre con algunos clientes, de acuerdo a la información de J2R Auto, que han abandonado a a la empresa después de los problemas económicos de los últimos meses; de hecho, Oscaro ha perdido un 30% de la facturación desde julio.