La cifra total de vehículos alimentados con combustibles alternativos matriculados en la UE continuó su tendencia positiva ( 21,1%) durante el cuarto trimestre de 2015 con un total de 164.718 unidades, mientras que en España el crecimiento fue de un 56,1 % alcanzando una cifra de 23.152 unidades.

 

De esta cifra total, los vehículos eléctricos (EV) fueron los que mostraron un aumento más sustancial ( 160,5%), alcanzando la cifra de 58.689 unidades en el cuarto trimestre de 2015 frente a las 22.531 unidades del cuarto trimestre de 2014. La demanda de nuevos vehículos híbridos (HEV) también creció significativamente ( 28,8%), llegando a las 60.911 unidades.

En la otra cara de la moneda, las matriculaciones de automóviles propulsados por gas propano o gas natural mostraron una caída de dos dígitos (-31,8%) de manera similar a la del trimestre anterior, totalizando 45.118 unidades, más de 20.000 unidades menos que en el cuarto trimestre de 2014.

En el reparto por países, los Países Bajos se alzaron con el mayor aumento de AFV (automóviles con combustibles alternativos) registrados en el último trimestre ( 258,1%), seguido de Francia ( 43,7%), Alemania ( 27,8%) y el Reino Unido ( 17,4%). El crecimiento en estos países europeos se basa íntegramente en las ventas de automóviles eléctricos híbridos y eléctricos, especialmente en los Países Bajos, donde se registró el mayor número de nuevos coches eléctricos. Italia, por su parte, registró la mayor caída de ventas en el cuarto trimestre de 2015 en comparación con el Q4 2014 (-23,6%), debido principalmente a la disminución observada en los registros de automóviles con motores de gas, que representan más del 80% del total de vehículos de combustibles alternativos del país transalpino.

 

En el total del año 2015, más de medio millón de AFV se registraron en la UE, un 20% superior al 2014. Esta cifra representa el 4,2% del total de registros de vehículos de turismo. El crecimiento fue liderado también por los eléctricos ( 108,8%) y eléctricos híbridos ( 23,1%), mientras que los otros combustibles alternativos disminuyeron (-8,4%).

En España, el crecimiento de los AFV fue de un 25,7%, alcanzando una cifra de 7.048 vehículos, mientras que en el total del año la cifra ascendió a 23.152, un 56.1 % superior al año anterior. El número de vehículos eléctricos en el cuarto trimestre fue de 951, un 47.7 % más (2.224 en el total del 2015 y un 58,3 % más); 5.610 fue el total de vehículos híbridos con un crecimiento del 32,8% (18.406 en el total de 2015 y un 52,3 % más). Al igual que en el resto de la UE, el resto de combustibles cae un 34,3 % alcanzando 487, mientras que en el cómputo total del 2015 asciende un 88,3% hasta las 2.522 unidades.