Urbano1Cordobés de nacimiento, madrileño de adopción, José Luis Urbano (1.946) celebra este año sus Bodas de Oro en la posventa, toda una referencia en el sector. Sencillo, buena persona y amigo de sus amigos, es el gerente de Sureya - uno de los principales mayoristas del norte del país - desde su fundación, en 1.984. Los secretos de su compañía se resumen en seriedad, garantía de suministro e información constante a sus clientes.

Texto: Fernando Torrecilla

Su vida es un sinfín de experiencias: nace en Córdoba, vive en Tánger (Marruecos) y a los 15 años se traslada a Madrid para trabajar como aprendiz. ¿Cómo recuerda esos primeros años?

Realmente nací en Montilla (Córdoba). En 1.951 mis padres decidieron marcharse a Tánger por la situación de escasez que se vivía en España durante la posguerra.

Tánger, en los años 50, fue una gran ciudad, muy cosmopolita, en la que convivíamos sin ningún problema musulmanes, judíos y cristianos. Fue una época bastante enriquecedora: allí pasamos diez años, en los que cursé mis estudios, en el Instituto Español.

En 1.961, una vez Marruecos logró su independencia, hubo que regresar a España y decidimos ir a vivir a Madrid

Ya en 1.964 se introduce en el sector, en “Industrias Carrocera”, de la que llega a ser máximo responsable.

Antes, ya en ese mismo año 1.961, comencé a trabajar en el sector, como aprendiz en una empresa que también procedía de Tánger, “Urbano Blanes”, hasta 1.964. A partir de entonces estuve en dos compañías más, “Industrial Carrocera” y “Aurgi”, donde trabajé hasta 1.984.

Sin embargo, buscaba retos mayores, ¿por esa razón funda “Sureya” en 1.984?

En 1.984, la dirección de “Aurgi” decidió cerrar las delegaciones que tenía en otras zonas, con miras a desarrollar el proyecto de “Tiendas Aurgi” que todos conocemos.

En ese momento el responsable de la delegación de Vigo (Pontevedra) era Agustín Molina. Hablamos de crear una sociedad y aprovechar el fondo de comercio que Agustín tenía y en marzo de 1.984 “Sureya” comenzó a funcionar.

¿Contó entonces con algún apoyo?

Principalmente el de los proveedores, que confiaron en nuestro proyecto y, como no, de los clientes.

¿Cuál ha sido la evolución de la firma hasta nuestros días?

“Sureya”, desde el primer día, ha vendido a las tiendas del sector: comenzamos en un semisótano en el centro de Vigo, trabajando líneas de producto de gran consumo, sobre todo el tubo de escape (Ingarsa y As). El resto de líneas de producto son Junior,Urbano2 Purolator, Re-Con. I.R., RTS, Irauto, Clausor, Payen. Girling,…

Muchos hablan de “Sureya” como un proyecto que no para de crecer, incluso en época de crisis. ¿Cuentan con algún secreto para lograr este éxito?

Trabajar con seriedad, garantía de suministro, información constante a nuestros clientes y un equipo de personas totalmente identificadas con la empresa.

¿Uno de ellos es su enorme ‘stock' permanente, en su moderno almacén de tres niveles?

Como he mencionado antes, la garantía de suministro conlleva mantener un gran stock, que procuramos ir actualizando continuamente, incorporando nuevas referencias.

En este sentido, ¿cuáles son sus principales líneas de productos?

El mercado ha cambiado bastante respecto a nuestros comienzos. Actualmente todo el producto que se comercializa es puro mantenimiento: embragues, frenos, amortiguadores, filtros,…

¿Cómo llevan a cabo el canal de distribución?

Toda la logística la llevamos a cabo con transportistas autónomos, que cubren todas nuestras necesidades de reparto.

¿Y los pedidos online?

Los pedidos urgentes los repartimos con nuestros propios vehículos.

Su zona de influencia es Galicia. ¿Llegan a otros puntos de la península?

Nuestro fondo de comercio, con un único punto de venta, se reparte entre Galicia, León y el norte de Portugal.

Resulta inevitable mencionar la actual coyuntura económica. ¿Es de los que opina que el nuestro es de los sectores menos perjudicados?

Efectivamente. Dentro de lo que oímos a diario de la situación económica, podemos decir que nuestro sector mantiene una situación estable, aunque es cierto que debemos ser más insistentes en los cobros.

Urbano3Una realidad es que nos encontramos ante un mercado muy variable. ¿Cuál es la situación a día de hoy?

En este año 2.011 se nota una bajada de la demanda, por lo que habrá que trabajar con nuevas ideas. No obstante, por el momento no es preocupante.

¿Cómo intuye el futuro de “Sureya” a medio-largo plazo?

No cabe otra que con mayor dedicación y con positivismo hacia el futuro.

Recientemente fue galardonado en los Premios Personajes de la Posventa por su excelente labor a lo largo de 2.010. ¿Qué representa para usted esta distinción?

Una gran satisfacción personal, extensible a Agustín Molina y a todos nuestros colaboradores. El premio es para todos.

Durante esa celebración anunció que todavía le queda mucho por hacer en esta profesión. ¿Nos desvelaría alguno de sus próximos proyectos?

A pesar de la edad, continuar en la brecha todo el tiempo que pueda.