El control de la presión y la alineación de los ejes son determinantes en el buen mantenimiento de los neumáticos, ya que si no se hace correctamente se produce un desgaste que reduce hasta en un 20% su vida útil, según los datos del distribuidor de neumáticos Grupo Andrés.

La alineación incorrecta genera un desgaste irregular de las neumáticos, más fatiga en los elementos mecánicos y un peor comportamiento del vehículo. Por ejemplo, un neumático en un eje desalineado sufre un desgaste tan rápido que el dibujo desaparece en un recorrido de entre 4.000 y 6.000 km, el efecto es similar al de una lija. “Una mala alineación puede aumentar la resistencia a la rodadura hasta un 80% y un error de sólo 2,5 en el ajuste de un eje puede incrementar el consumo en un 16%. Por el contrario, un neumático con desgaste regular responde adecuadamente y el conductor es más capaz de controlar su vehículo”, apunta Eduardo Salazar, Director General del Grupo Andrés.

Una situación que desajusta significativamente al alineado de las ruedas es el impacto que se produce al golpear contra bordillos y el paso por baches de forma reiterada o a mucha velocidad. Grupo Andrés recomienda un control exhaustivo de cualquier bulto o irregularidad en los flancos de las cubiertas, ya que son signos inequívocos de daños en la estructura del neumático.

En cuanto a la presión de los neumáticos, vigilarla contribuye a reducir los gastos de mantenimiento, el consumo de carburante y las emisiones de CO2. Un dato muy significativo es que un neumático que circula con una presión un 20% inferior sufre un desgaste que disminuye su vida útil un 16%, es decir que si la cubierta tiene una durabilidad estimada para 40.000 km, pierde la capacidad de recorrer al menos 6.400 km.

En definitiva, un desgaste uniforme y regular en los neumáticos de ambos ejes del vehículo, contribuye a ahorrar en el mantenimiento y a dar seguridad en la carretera, los ejes reaccionan equilibradamente y el conductor controla mejor al vehículo. Cuando se observa un desgaste atípico de las ruedas, Grupo Andrés aconseja acudir al taller para que un profesional realice un diagnóstico del tipo de irregularidad que presenta el neumático y así determinar las posibles causas y soluciones.