Michelin explicó ayer las principales claves de la etiqueta energética europea para los neumáticos, que entrará en vigor el próximo 1 de noviembre. Aquí te explicamos algunas de ellas.

Objetivo y beneficios

Su objetivo es permitir al consumidor identificar de forma rápida y senclla la eficiencia energética de los neumáticos. Los beneficios son personales (económicos para el usuario por el ahorro de energía o combustible), medioambientales (reducción del calentamiento global por la disminución de emisiones de CO2) y nacional (disminución de la dependencia energética externa -combustibles fósiles).

Normativa legal

La nueva etiqueta europea del neumático está regulada por el Reglamento (CE) 1222/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo de 25 de noviembre de 2009 sobre el etiquetado de los neumáticos en relación con la eficiencia en términos de consumo de carburante y otros parámetros esenciales. Modificados por el Reglamento UE 228/2011 y el 1235/2011

¿Sobre qué aspectos encontrará información el usuario en la etiqueta?

- Consumo de carburante: clasificación de la A a la G, que evalúa el nivel de resistencia a la rodadura y de qué forma contribuye el neumático a ahorrar carburante.

- Seguridad: clasificación de la A a la G, que evalúa la distancia de frenada en suelo mojado.

- Ruido ambiental: nivel de ruido exterior del neumático, expresado en decibelios.

Fechas de entrada en vigor

Desde el próximo 30 de mayo los fabricantes de neumáticos podrán comunicar la adecuación y categorización de sus cubiertas a la nueva normativa.

A partir del 1 de julio, todos los neumáticos que se fabriquen en la UE deberán llevar la nueva etiqueta energética y todos los que se comercialicen a partir del 1 de noviembre deberán incorporarla.

¿A qué neumáticos afecta?

A neumáticos de turismos, vehículos comerciales, de 4x4, camiones, autobuses y autocares. Todos ellos llevarán una etiqueta autoadhesiva en la banda de rodadura (excepto los de camión), y en todos ellos, sin excepción, la clasificación debe aparecer en toda la documentación técnica y promocional -física o en Internet- y en las facturas que se entreguen al usuario.

La norma no afecta a los recauchutados, a las cubiertas con clavos, las de off-road, de competición ni de colección.

¿Qué diferencias habrá entre las categorías A y G en consumo de carburante?

Según los datos aportados por Michelin, para un turismo, la diferencia de un coche con neumáticos A y otro con cubiertas G puede alcanzar los 5 litros cada 1.000 kilómetros, más o menos un 7,5% de ahorro de carburante. Como media, cada letra supone 1 litro cada 1.000 kilómetros.

¿Qué diferencias habrá entre las categorías A y G en seguridad/distancia de frenada?

Según el fabricante galo, un turismo equipado con neumáticos etiquetados A puede frenar hasta 18 metros antes que uno G. De media, supone una diferencia de entre 3 y 4 metros por letra o, lo que es lo mismo, de frenar a tiempo o tener un golpe.

¿Y cómo se identifica el ruido del neumático en la etiqueta?

Se representa con un icono con una onda (si es 3db menor que los futuros límites de ruido, fijados en el Reglamento 661/2009), dos ondas (cumple con los futuros límites) o tres ondas (simplemente cumple con los actuales límites definidos en el Reglamento CE 2001/43).

¿Cómo se determinan las clases de etiquetado?

Los resultados para cada uno de los tres parámetros son declarados por los fabricantes e importadores de cada marca, de acuerdo con los métodos de ensayo definidos en la normativa. Puede dar la información por gama, dimensión o producto, y los Estados miembros de la UE son los responsables de determinar la exactitud de los valores y de las clases declaradas.

Obligaciones de los distribuidores

- Los neumáticos en el punto de venta deben llevar la etiqueta autoadhesiva suministrada por los fabricantes.

- Cuando los neumáticos no sean visibles por el consumidor final, la información sobre la clasificación debe ser presentada de otra forma.

- Los distribuidores también deberán incorporar las informaciones sobre la clasificación en la factura o en un documento que la acompañas de la venta la información que contenga la etiqueta para cada uno de los neumáticos ofrecidos. Dicha información se incluirá, al menos, en el material técnico promocional.