Tratamiento Neumáticos Usados (TNU), el sistema integrado de gestión de neumáticos fuera de uso bajo el que se agrupan importadores y distribuidores, ha publicado su memoria de actividad correspondiente al ejercicio 2016, en el que recogió un total de 68.295 toneladas de NFUs.

La edición de esta memoria corresponde a la labor realizada por el sistema integrado de gestión en el año 2016, al amparo del Real Decreto 1619/2005. Esta gestión, extrapolada a datos de ahorro ecológico, ha supuesto dejar de emitir más de 297.800 toneladas de CO2 al medio ambiente y no consumir más de 94 millones de litros de petróleo, quedando demostrada la eficacia de este sistema, que se traduce en una menor carga medioambiental.

Del total de neumáticos fuera de uso gestionados, el 13,51% se destinó a renovado y reciclado para un segundo uso, considerando esta la opción más ecológica y siendo TNU el único operador que cuenta con empresas que renuevan neumáticos usados de turismo. El 46,47% se destinó a valorización energética y el restante 40,02%, a valorización material mediante el aprovechamiento de sus componentes para convertirlos en diversos destinos, como pavimentos en continuo, césped artificial, etc.

Además, fruto de la continua evolución del sistema de recogida, clasificación y tratamiento realizado por TNU, se redujeron las tarifas de costes de gestión para el ejercicio 2016 en un 9,27% de media, suponiendo un ahorro directo para el consumidor final.

La publicación de su memoria coincide con la conmemoración de su 10º Aniversario, lo que permite echar la vista atrás y efectuar un análisis de la gestión efectuada después de diez años de presencia en la gestión de los neumáticos fuera de uso, y fundamentalmente de las metas conseguidas y de los nuevos retos de futuro, con el objetivo de concienciar y hacer frente al cambio climático.