Durante esta operación salida de Navidad, siete de cada diez coches que circulen por las carreteras españolas tendrán más de diez años de antigüedad, según datos de DriiveMe, el servicio de alquiler de coches por un euro. España es el país con el parque móvil más viejo de toda la Unión Europea, a pesar de que la media de edad de los coches españoles ha bajado en los últimos años.

Pero son cada vez más los usuarios que prefieren alquilar coches nuevos para sus desplazamientos. De acuerdo a los datos de DriiveMe, el alquiler de coches para los desplazamientos experimentará un aumento del 120% convirtiéndose en la segunda fecha de mayor número de alquileres de todo el año.

Además, un 20% de los españoles apostará por realizar los desplazamientos de vacaciones de Navidad en coches de alquiler para volver a las ciudades. Las razones, poder abaratar el precio del transporte y la posibilidad de disponer de un vehículo propio, para uso personal y casi nuevo.

“La economía digital está cambiando los hábitos de movilidad de los españoles, de hecho ya lo han probado el 20% de los españoles, y en 2018 vamos a ver como estos cambios de hábitos se hacen más profundos, afectando a los vehículos en propiedad y aumentando en más de un 60% el uso de este tipo de transporte tanto dentro de la ciudad como para viajar”, explican desde Driiveme.

Internet ha revolucionado la movilidad en España que, aunque aún se encuentra en una fase muy germinal, los españoles cada vez encuentran más opciones para poder trasladarse sin necesidad de tener un coche propio. Este aumento de la oferta, sin duda, está madurando un mercado que en 2018 esperamos que aumente más del 500%. Sin duda, un mercado en plena expansión en España”, afirman desde DriiveMe.