El Salón del VO es un contribuyente neto al rejuvenecimiento del parque automovilístico español. Organizado por Ifema, del 19 al 28 de mayo en Feria de Madrid, el Salón reunirá más de 5.500 automóviles en su gran mayoría ‘kilómetro 0' y seminuevos, de los que se espera vender la práctica totalidad. Estas previsiones han permitido al portal VehículoProfesional.Info evaluar el impacto del Salón del Vehículo de Ocasión de Madrid sobre aspectos tales como el medio ambiente, la eficiencia energética del parque automovilístico madrileño, la reducción de la contaminación atmosférica o incluso la siniestralidad en carretera.

El portal especializado en el uso empresarial y profesional del automóvil estima que el achatarramiento inducido por la puesta en circulación de casi 23.000 vehículos desde 2014 -entre los que se incluyen los previstos para la actual edición-, por otros más modernos, con motores más eficientes y limpios vendidos gracias al Salón madrileño, habrá evitado el vertido a la atmósfera de 495,71 toneladas de contaminantes, entre los que se encuentran más de 323 toneladas de NOx, más otras 41,23 de partículas.

Se trata de las emisiones más peligrosas y sobre las que las autoridades están poniendo el acento con drásticas medidas restrictivas. Los óxidos de nitrógeno (NOx) y las partículas en suspensión (PM2,5) están consideradas causa directa de una importante reducción de la esperanza de vida, así como de la aparición de enfermedades graves como son afecciones cardíacas, problemas respiratorios y ciertos tipos de cáncer.

En este contexto, es muy significativa la estadística de la Agencia Europea del Medio Ambiente (Aema), publicada en la última actualización de abril de 2016 del informe “Air quality in Europe”, que atribuye casi 4.200 muertes prematuras en España por la exposición a partículas finas (PM2,5) y al dióxido de nitrógeno (NO2) provenientes de la automoción: más de 16.700 personas desde 2014.

Por otro lado y para el caso de los turismos, el cambio por otros coches más modernos y conformes con la última normativa Euro 6, como los comercializados en el Salón del Vehículo de Ocasión de Madrid, supone también una radical reducción de los volúmenes de gases emitidos a la atmósfera responsables del cambio climática, como es el dióxido de carbono.

En este sentido, según las estimaciones del portal VehículoProfesional.Info, la disminución sería de casi 131,20 toneladas de CO2 a lo largo del período de referencia. Por esta razón, Miguel Aguilar, director de los salones del Área de Motor de Ifema, afirma que “comprar un vehículo de ocasión con la más reciente tecnología y que responda a las últimas normativas en materia de emisiones, es para el usuario una forma inteligente de ahorrar dinero, pero también recursos para la economía, además de contaminación en nuestras ciudades”.

Seguridad, eficiencia y ahorro

El cambio del viejo vehículo con diez o más años de antigüedad (Euro 3 y 4) por otro más moderno (Euro 5 o 6) es, según las encuestas realizadas por Ifema, el comportamiento típico de una amplia mayoría de los compradores que acuden al Salón del Vehículo de Ocasión de Madrid. En la práctica, esto supone que el Salón es un contribuyente neto al rejuvenecimiento del parque automovilístico español, cuya antigüedad media supera ya los doce años, según datos de Ganvam.

Aparte del impacto medioambiental y sobre la salud pública que tiene un parque automovilístico tan envejecido, también hay otras consecuencias no menos alarmantes. En primer lugar, las que relacionan una mayor accidentalidad con la falta de los últimos sistemas seguridad o de un mantenimiento adecuado. No existen estadísticas ni estudios que avalen una relación directa entre ‘abuelos' y siniestralidad, pero a nadie se le escapa que un vehículo moderno es, por definición, más seguro que otro antiguo.

Por último, otro impacto positivo de la actividad del Salón del Vehículo de Ocasión de Madrid sobre la economía de miles de familias, es el ahorro de combustible como consecuencia del uso de coches con una tecnología más eficiente. Según el portal VehiculoProfesional.Info, el ahorro de combustible en los últimos cuatro años sería de unos 13 millones de litros de gasóleo.