Continental proporciona a Alfa Romeo el MK C1 para el Sistema de Freno Integrado (IBS ??" Integrated Brake System) del nuevo Giulia, lo que significa el debut mundial para la producción en serie de este sistema de frenos. El MK C1 es un equipo más dinámico, ligero y compacto que los sistemas de frenos convencionales. Este nuevo sistema integrado también reduce las vibraciones en el pedal y el conductor dispone en todo momento del mismo tacto de pedal, lo que mejora no sólo la seguridad, también el confort.

Como afirma Félix Bietenbeck, jefe de la unidad de negocio Dinámica del Vehículo de Continental, “El MK C1 ofrece una gran potencia y reduce las distancias de frenado, lo que combinado con los modernos sistemas de seguridad ayuda a prevenir accidentes y reducir la gravedad de los mismos”.

En el MK C1 el accionamiento del freno, el servofreno y los sistemas de control (ABS y ESC) se combinan en un módulo compacto y ligero que pesa entre tres y cuatro kilos menos que un sistema de frenado convencional. El sistema electrohidráulico MK C1 es capaz de generar presión de frenado mucho más rápido que los sistemas hidráulicos convencionales. Cumple así con los exigentes requisitos de dinámica de presión necesarios para los nuevos sistemas avanzados de asistencia al conductor diseñados para evitar accidentes y proteger a los peatones. También puede utilizarse en un sistema de frenado regenerativo sin necesidad de realizar modificaciones al tiempo que proporciona un alto nivel de confort. El novedoso sistema ofrece una importante contribución para conseguir una conducción segura, dinámica y eficiente.