El vehículo autónomo Cruise4U de Valeo ha completado 24 horas en la carretera de circunvalación de París. El coche ha registrado un total de 766 kilómetros, el equivalente a conducir alrededor de París más de 20 veces, y casi el 99% de la distancia y el tiempo se completó en modo autónomo, sin contar las pausas y los cambios.

Los 35 kilómetros de la circunvalación de París cuentan con una serie de características que hacen que la conducción sea particularmente desafiante: scooters y motocicletas entre los carriles, atascos de tráfico, obras viales, marcas difuminadas,... El prototipo de Valeo fue capaz de procesar y anticipar estas situaciones durante 24 horas, de día y de noche, demostrando una destreza tecnológica única.

Esta innovación en la movilidad es el resultado de una combinación de soluciones: una cámara Valeo, radar y un escáner de tecnología láser dispuesto todo alrededor del vehículo para formar una “capa protectora”, capaz de detectar cualquier obstáculo a distancias desde 10 centímetros hasta 200 metros o más. Cabe destacar también un programa de software sofisticado que puede procesar datos en tiempo real para analizar el entorno del vehículo y adaptar su comportamiento.

El modo de funcionamiento es muy simple: cuando la situación lo permite, el conductor selecciona el modo de conducción automatizado, diseñado y desarrollado por Valeo, que se hace cargo, a continuación, de la conducción, dirección, de acelerar y frenar en situaciones reales.

Las 24 horas de París siguen a los aproximadamente 21.000 kilómetros recorridos en Estados Unidos el pasado verano 2016 y al viaje por carretera de 4.000 kilómetros realizados en Francia en 2015. De este modo, el Valeo Cruise4U tiene ya recorridos 125.000 kilómetros, el 97% de los cuales fueron hechos en modo autónomo.