Treinta y seis mil son las toneladas de neumáticos fuera de uso (NFU) que Galicia acumula en tres localidades, y que tendrá que reciclar en los próximos meses en virtud del Plan Estatal Marco de Residuos (Pemar).

Los NUFs que deberán reciclar se encuentran almacenados en las plantas de Lendo (A Laracha, con más de 34.000 toneladas, en As Somozas, poco más de cien, y Fene, con algo menos de mil toneladas, según informa el diario La voz de Galicia.

Según el Plan Estatal Marco de Residuos (Pemar), aprobado por el Consejo de Ministros el pasado 5 de noviembre, con el fin de desarrollar la ley de residuos en vigor desde el 2011, el gobierno gallego tiene la obligación de gestionar y eliminar estos residuos, por lo que la Consellería de Medio Ambiente está poniendo en marcha una proyecto para ultimar a corto plazo una nueva normativa que adapte las directrices aprobadas por el Consejo de Ministros a la situación actual en Galicia, e iniciar los trámites para iniciar su reciclado, que pasará seguramente por designar una empresa de tratamiento y valorización que se encargue de los trabajos, al igual que está sucediendo con el conocido vertedero de Seseña.

Por el momento, la Xunta ha actualizado el inventario de residuos pendientes de valorización para intentar eliminar todas las ruedas fuera de uso.