Axalta Coating Systems colabora con Bombardier Transportation en dos proyectos ferroviarios en Londres (Reino Unido). El primero de ellos, el proyecto de la línea Elizabeth Line (anteriormente conocido como el proyecto Crossrail), implica 669 vagones y es, actualmente, el mayor proyecto de construcción en Europa: se empezó en mayo de 2009 y en él participan más de 10.000 personas trabajando en 40 obras.

Este proyecto transformará el transporte ferroviario en Londres y en el Sudeste de Inglaterra, incrementando la capacidad ferroviaria del centro de la capital en un 10%, apoyando la regeneración y reduciendo los tiempos de trayecto de una punta a otra de la ciudad. Para la carrocería de los trenes, de construcción ligera, se utilizan materiales como el aluminio, además de estar equipados con sistemas inteligentes de iluminación y control de temperatura, entre otras características.

“Después de varias pruebas satisfactorias del producto y de la línea, ya se ha probado el primer tren de la Elizabeth Line. Esta es la primera vez que dos de nuestros nuevos productos para la industria ferroviaria: la base bicapa al agua Imron HydroBasecoat 8200 y el barniz Imron HydroClearcoat HC300 de Axalta, se usan en un gran proyecto ferroviario”, explica Steve Wilson, responsable del desarrollo del segmento ferroviario y de grandes cuentas en Axalta para la Región EMEA.

Por su parte, el segundo proyecto ferroviario en el que Axalta colabora con Bombardier también se basa en estos nuevos productos de tecnología avanzada: Imron HydroBasecoat 8200 e Imron HydroClearcoat HC300. El proyecto Lotrain, que comprende 180 vagones, incluye los trenes Aventra de última generación, que presentan un diseño innovador y un rendimiento optimizado, basado en unidades ligeras, con un consumo energético y unos gastos de mantenimiento reducidos para los pasajeros de la red London Overground. Estos vagones se han empezado a fabricar en 2016 y se espera que entren en servicio entre diciembre de 2017 y octubre de 2018.