Aecosan ha publicado una Red de Alerta (Nº: CCAA-456/2016) sobre los Chevrolet modelo Captiva 2.2 Diesel (RPO: LNQ) y con sistema Stop/Start (RPO: KL9), modelos de 2014 a 2016.

En algunos vehículos Chevrolet Captiva equipados con el sistema Stop/Start, el cable de arranque no cumple con las especificaciones de General Motors. En determinadas condiciones, estos vehículos podrían sufrir una avería del motor de arranque durante la marcha por sobrecalentamiento del cable del motor de arranque.

La empresa General Motors España ha comunicado a las autoridades de Consumo de Madrid el problema del vehículo y las medidas que voluntariamente ha adoptado, consistentes contactar con los propietarios para revisar y reparar los vehículos.