ecoDriver, de TomTom Telematics, es un proyecto que pretende reducir las emisiones y el consumo en carretera en la Unión Europea. En este sentido, un informe detalla que sus prototipos de sistemas para la conducción ecológica han logrado reducir hasta un 6% el uso total de la energía.

Pero el objetivo final es reducirlo en un 20%, lo que supondrían grandes ahorros para los conductores. No en vano, los sistemas han tenido un impacto positivo en la velocidad y en los tiempos de aceleración y desaceleración, lo que podría llevar a reducir la tasa de accidentes de tráfico graves en carretera.

Así, OptiDrive 360, que es el primer producto que se ha comercializado como resultado de la investigación, fomenta un estilo de conducción más responsable con el medio ambiente, al proporcionar un interfaz de usuario y una experiencia que ayuda a desencadenar un cambio en el estilo de conducción.

No solo ayuda a los conductores a adoptar un estilo de conducción más responsable, sino que también proporciona importantes datos a los gestores de flotas para ayudarles a tomar mejores decisiones. Básicamente, al emplear las herramientas para ayudar a reducir el gasto en combustible y mantenimiento y obtener ventajas en el seguro, contribuyendo a reducir el gasto total de propiedad del vehículo.

“Cuando TomTom Telematics invirtió en el proyecto ecoDriver vimos una gran oportunidad para realizar una investigación completa en eco-driving junto con partners de áreas muy diversas”, comenta Taco van der Leij, vicepresidente de Marketing de TomTom Telematics.

En palabras del dirigente, el estar involucrados nos ha otorgado una posición única en la industria telemática, ya que nos ha ayudado a meternos bajo la piel del conductor y aprender de nuestros compañeros en el proyecto.