UFI Filters acaba de inaugurar en Italia dos nuevas líneas automáticas para la producción de filtros de habitáculo como respuesta a la creciente demanda para este tipo de producto. Siguiendo la estrategia de expansión del Grupo UFI, las nuevas líneas estarán dedicadas al mercado EMEA, mientras que la línea puesta en funcionamiento el pasado año en el centro de producción de Sofima Industrial Filter en Shanghai se dedicará al mercado local chino.

En el centro de producción del grupo en Italia se producirán filtros, tanto en media filtrante sintética como combinada con carbón activo. Y, gracias a la inversión en I D i, se ha desarrollado un nuevo proyecto basado en la nanotecnología que permitirá la producción de una media filtrante específica para la filtración del habitáculo del futuro. Para este proyecto se ha adquirido una nueva maquinaria situada en el UFI Innovation Center en Ala (Trento - Italia), que garantizará a la marca ser proveedor de una tecnología de nueva generación para este segmento de producto.

El catálogo Aftermarket para las marcas UFI y Sofima se compone de 418 referencias de filtración de habitáculo, de las cuales 258 son anti-polen producidas en media filtrante sintética nonwoven. Las 160 referencias restantes están producidas en material filtrante nonwoven combinado con carbón activo.

La gama de filtración habitáculo ha crecido de forma significativa en los últimos dos años gracias a las 110 nuevas referencias lanzadas para cada marca del Grupo, a las cuales se sumarán otras 50 en el año 2018, garantizando así una cobertura del parque circulante europeo que monta de origen este elemento filtrante superior al 98,5%.

En la actualidad, los filtros anti-polen retienen por término medio más del 90% de las partículas con diámetro superior a las 2,5 micras. La combinación con carbón activo impide también que partículas más pequeñas con diámetro entre 0,01 a 2 micras (gases, olores, bacterias y hongos) que penetren en el interior del habitáculo, garantizando una atmósfera más limpia y sin olores desagradables, evitando el peligroso "efecto túnel" en el interior del vehículo.

UFI ha estimado que en este año sólo la filtración de habitáculo contribuirá con un 15% al crecimiento previsto del facturado total del Aftermarket en la Península Ibérica y Europa, “incremento que será soportado también por la inversión en las nuevas líneas productivas y del desarrollo de la media filtrante de nueva generación”, afirma Eduardo Martí, director general de UFI Filters Ibérica, para quien “la innovación tecnológica en este segmento de producto, que ha representado en los últimos años un crecimiento de dos dígitos, jugará un rol estratégico en los objetivos de desarrollo del Grupo”.