Un pronóstico de IHS Automotive vaticina unas ventas de casi 21 millones de vehículos autónomos en 2035, un notable aumento respecto a las estimaciones previstas. Este pronóstico se fundamenta asimismo en una serie de desarrollos recientes y a las fuertes inversiones en este segmento.

Estados Unidos será el líder mundial en el despliegue inicial y la rápida adopción de los vehículos autónomos, mientras que Japón elevará al mismo tiempo la coordinación y la inversión de la industria por delante de los Juegos Olímpicos de Tokio, en 2020.

“Las ventas mundiales de vehículos autónomos llegarán a cerca de 600.000 unidades en 2025”, auguró Egil Juliussen, Ph.D. y director de investigación de IHS Automotive, para quien el nuevo pronóstico refleja una tasa del 43% de incremento anual entre 2025 y 2035, una década que debe ser de crecimiento sustancial.