Toyota Motor Corporation ha desarrollado un sistema avanzado de asistencia a la conducción de nueva generación. Denominado AHDA (Automated Highway Driving Assist), utiliza tecnologías de conducción automatizada para permitir una conducción más segura en autopista.

El sistema combina dos tecnologías de conducción automatizada para hacer posible una conducción más segura y reducir el estrés sobre el conductor. La primera es el control de crucero adaptativo-cooperativo, que se comunica de forma inalámbrica con los vehículos precedentes para mantener la distancia de seguridad.

Asimismo, el control de trayectoria en carril actúa sobre la dirección y ayuda a mantener el vehículo en una línea de conducción óptima dentro del carril.

Toyota reconoce que el conductor debe tener en última instancia el control sobre el vehículo. Por ello pretende introducir el AHDA y otros sistemas avanzados de asistencia a la conducción sin renunciar a que el conductor esté siempre al mando del coche.

El fabricante japonés tiene previsto comercializar el nuevo sistema AHDA a mediados de esta década. Otros sistemas de asistencia a la conducción lo harán tan pronto como sea posible, a fin de ofrecer medios de transporte cada vez más seguros y fiables.

Como avance de las pruebas previstas en la vía rápida de Shuto, Toyota presentará el AHDA en el 20º Congreso Mundial de ITS de Tokyo 2013, una conferencia internacional sobre sistemas de transporte inteligentes (ITS, Intelligent Transport Systems) que se celebrará del 14 al 18 de octubre.