Ayer tuvo lugar la puesta de largo de las nuevas instalaciones de Carsmarobe, en la calle Mercurio de Móstoles. Las dependencias, dotadas de los más recientes avances tecnológicos, tanto en infraestructuras como en equipamiento, se ubican sobre una superficie de más de 3.000 metros cuadrados, en el Polígono Industrial "La Fuensanta" y han sido concebidas para garantizar la máxima garantía de resultado y retorno de inversión para los clientes que confían en los servicios de formación y asistencia técnica que Carsmarobe ofrece al mercado.

El acto, que contó con la presencia del alcalde de Móstoles, Daniel Ortiz, reunió a las principales asociaciones de empresarios de la posventa y representantes de fabricantes de componentes y equipamiento, redes de talleres, distribuidores y grupos y compañías aseguradoras y de renting.
Los propietarios de la firma, Luis Robles (gerente - Responsable Formación y Asistencia Técnica) y Manuel Sánchez (gerente ??" Responsable Técnico), aprovecharon el encuentro para explicar el plan estratégico de la compañía que contempla, entre otros objetivos, reafirmar su liderazgo en la formación y asistencia técnica para la posventa, ser el claro referente en las nuevas metodologías de formación on line y ultimar el proceso iniciado para constituirse como centro integrado de Formación Profesional en la especialidad de Automoción.
Así, Robles realizó una panorámica de la compañía, desde su creación en 1989 y explicó la situación actual de cada una de las áreas de Carsmarobe: formación ocupacional, formación continua, formación online y asistencia técnica. En el caso de la formación ocupacional (a desempleados), Carsmarobe es la primera empresa de la Comunidad de Madrid en homologar sus instalaciones para poder emitir certificados de profesionalidad en cinco ámbitos de la rama de automoción,
En cuanto a la formación continua, la compañía dispone de una oferta de 47 cursos en 11 áreas distintas, revisados cada seis meses para incluir los temas más demandados por el mercado, Además, dispone de programas de seminarios técnicos de más de 140 horas. Todo ello le ha permitido en 2012 realizar 342 acciones formativas por toda España (un 25% de ellas con temarios a medida), formando a 5.000 alumnos.
Por su parte, la formación online se incorporó a la oferta de Carsmarobe en 2011 y fue impulsada en 2012 con la normativa de la necesidad de obtener el carné de gases fluorados. Hoy, según Robles, "es un área en crecimiento que nos permitirá abrirnos a nuevos mercados".
Por último, la asistencia técnica es un complemento indispensable para la formación impartida por la compañía. 12 técnicos atienden más de 100.000 consultas anuales (una media de 425 al día) con un nivel de atención del 93% y con 9 de cada 10 llamadas solucionadas en el momento a un espectro de clientes de más de 5.000 tiendas y talleres.