Esta semana, Telefónica anunciaba que, antes de final de año, el 75% de la población podrá disponer de 5G. La irrupción de esta tecnología traerá infinitas posibilidades a nivel tecnológico que se irán descubriendo a medida que la tecnología vaya avanzando. Faconauto, en su blog, analiza cómo afectará el 5G a los concesionarios.

La velocidad que alcanza la red, abrirá un amplio abanico de opciones para los usos industriales y domésticos. El 5G permitirá una gestión remota que cambiará por completo y supondrá nuevas formas de entender la logística, almacenes y equipos. La incidencia más clara que tendrá el 5G en la automoción es el desarrollo de la conducción autónoma. El ancho de banda alto permitirá tener un gran big data. El automóvil ya no será un sitio “desconectado”. Además de esto, el 5G traerá sistemas multimedia para todas las plazas del vehículo, la realidad aumentada o la conducción remota.

De igual forma, gracias a la tecnología 5G, el conductor podrá tener a su alcance información a tiempo real: negocios, carreteras… Esto se traduce también en un aumento de la seguridad, gracias a las aplicaciones enfocadas a la colaboración se reducirá el número de accidentes al poder evitar colisiones transmitiendo información de otros vehículos.

En las concesiones, los profesionales tendrán nuevas herramientas a su alcance para desempeñar su trabajo, así como necesitarán formaciones de los nuevos sistemas y las distintas novedades que vayan incorporando los vehículos.