El Ayuntamiento de Salt (Girona) ha cerrado un taller de desguace de vehículos que funcionaba ilegalmente en el entorno de las dehesas del municipio. Desde primeros de año, el consistorio, en colaboración con la Comunitat de Regant y la Associació d'Hortelans Salt-Girona, realiza controles diarios de acceso a las dehesas y ha intensificado la presencia policial, informa el periódico La Vanguardia.

Fruto de estas actuaciones, se detectaron, a finales de marzo, varios vehículos abandonados en varias parcelas del polígono 2. A partir de entonces, la Policía Local y técnicos de las áreas de Medio Ambiente y Actividades del Ayuntamiento iniciaron las indagaciones que culminaron con la confirmación de la existencia del negocio de desguace ilegal que “no constaba en ningún registro de actividades".

Las parcelas donde se ubicaba el negocio están clasificadas como terreno rústico con uso principalmente agrario y, además, están protegidas por el Plan especial de les Devesas-Parc de les Terres i Aigües del Ter con un plan de protección especial que limita sus usos.

En toda la zona, se localizaron coches, motocicletas, garrafas de aceite, neumáticos, mobiliario urbano, chatarra y varias piezas de vehículos desguazados. Según la misma fuente, el Ayuntamiento ordenó el 5 de abril el cese de la actividad y se abrió un expediente de clausura, mientras que las inspecciones de control que se han realizado durante las últimas semanas han comprobado que se han limpiado los terrenos y que la actividad se ha parado definitivamente.