La producción de vehículos en España concluyó el primer trimestre del año con unos números excepcionales, con un total de 768.859 unidades fabricadas y un crecimiento del 7,6%.

En este sentido, se han fabricado más de 12.600 vehículos al día durante este primer trimestre, un ritmo de trabajo intensivo, aunque todavía hay oportunidades de mejora.

Apuntar que este primer trimestre ha estado marcado por el buen comportamiento de los mercados europeos, donde se destinan fundamentalmente los vehículos producidos en España. El fuerte ritmo exportador hacia otras zonas geográficas como Turquía o norte de África ha ayudado de manera significativa a aumentar los ritmos de fabricación.

El mercado interno, con un crecimiento del 7% en el primer trimestre también ha contribuido a consolidar el crecimiento de la fabricación de vehículos en España.

Estas cifras confirman el paso sólido de la producción española hacia el objetivo 2016 de 2,8 millones de vehículos, lo que supondría que por quinto año consecutivo aumenta la fabricación en España, situándose ya en el punto de mira el objetivo para el año 2017 de 3 millones de vehículos.

No obstante, todavía queda mucho margen de mejora ya que la capacidad de producción en España se sitúa por encima de esos tres millones de vehículos. Para consolidar la excelente posición mundial que ocupa España como potencia fabricante de vehículos, siguen siendo necesarias nuevas reformas que mejoren el entorno competitivo de nuestro país.