GT Motive -junto a la fundación Einsa- siguen con su empeño de dar una oportunidad a las personas que se encuentran en dificultades. Estamos viviendo una época complicada para toda la sociedad y ahora más que nunca son necesarias iniciativas que den oportunidades y que devuelvan la esperanza a aquellos cuyas circunstancias vitales no son las mejores. Esta vez, el proyecto Formación Solidaria pretende acercar la informática a colectivos desfavorecidos y a otros que están alejados del sector, facilitando así su inserción en el mercado laboral: desde mayores de 45 con dificultades en informática, hasta jóvenes desempleados con necesidades formativas, pasando por discapacitados.

Una vez finalizado el curso, los alumnos tendrán la posibilidad de participar en el Programa Merlín de GT Motive, que incluye prácticas en la empresa, y que así facilita la posibilidad de encontrar un empleo, bien sea dentro de GT Motive o en otra compañía.