La Plataforma Multisectorial contra la Morosidad (PMcM), tras analizar el anteproyecto de ley de fomento de la financiación empresarial, manifiesta su desacuerdo con las novedades que se incluyen en materia de morosidad, concretamente, dos disposiciones que permiten a las empresas pagar su deuda comercial más allá de los 60 días fijados por ley, siempre y cuando haya acuerdo entre el deudor y el acreedor para ceder la deuda a un tercero, quien abonaría el pago en plazo.

Este "pacto entre las partes" está recogido en dicho anteproyecto en su disposición final tercera, que modifica la ley 3/2004 de Medidas de Lucha contra la Morosidad, que permite que en los casos en los que se produzca la cesión de la deuda a un tercero (como por ejemplo ocurre en el factoring o confirming bancario) se puedan alargar los plazos de pago cargando los costes financieros al acreedor.

En este sentido, el presidente de la PMcM, Antoni Cañete, insta al Gobierno a que "siga en la buena dirección como lo ha hecho hasta ahora", con la transposición de la Directiva Europea y la puesta en marcha de los diversos planes de pago, que "son prueba de su buena voluntad de mejorar la situación".

Asimismo, solicita que "no se vuelva a introducir el concepto del pacto entre las partes", y que "no se confunda plazos de pago con medios de pago".

Al respecto, denuncia que en ningún caso el medio de pago debe suponer un coste financiero para el proveedor por cobrar en el plazo que legalmente le corresponde, sino que tiene que soportarlo el deudor. "El plazo de pago debe ser siempre el legal", insiste.

Pese a toda la legislación aprobada anteriormente, tanto en nuestro país como en la Unión Europea, la redacción del texto podría suponer, además del coste financiero para el proveedor, también volver a los plazos de pago ilimitados.

"La experiencia nos enseñó que pactar plazos hace que se incrementen y esto nos llevó a tener los periodos más amplios de nuestros vecinos europeos, solo por detrás de Grecia. Sin duda, aprobar esta disposición solo va a empeorar la situación de las pymes y autónomos para cobrar de acuerdo a los plazos legales", explica.

Asimismo, el presidente de la PMcM quiso hacer referencia a que también es "necesario que, dentro de la Ley del Comercio Minorista, se anule el artículo que permite pagar por encima de los 60 días, para que las empresas de todos los sectores, ya sin excepción, tengan los mismos derechos y deberes".