En los talleres mecánicos, los sistemas de iluminación y el uso de la maquinaria convierten a la electricidad en uno de gastos “más importantes”, señala Antonio Atiénzar, presidente de la Asociación Provincial de Talleres de Albacete (Apetreva) y miembro del Comité Ejecutivo de Cetraa, al portal Autónomos y Emprendedores.

La factura media de un taller mecánico es de entre 300 y 400 euros al mes y con la subida que se ha producido, los talleres pagarán unos 170 euros más de luz cada año. Según Antonio Atiénzar, la cifra “es muy orientativa” ya que “por un lado, los cambios estacionales influyen sobremanera y, por otro, el consumo es mayor o menor dependiendo del modelo de negocio y del tamaño del taller. No es lo mismo el gasto de un centro especializado en turismos que suele tener entre 200 y 300 metros cuadrados de media, que el de uno de vehículos industriales, que superan los 1.000 metros cuadrados”.

De cualquier manera, el presidente de Apetreva asegura que “esta situación repercutirá en el consumidor, ya que el aumento de gasto influirá de forma directa en el precio hora/taller”. Y todo “pese a que ya se contaba con ello este año”, añade.

La subida de la luz afecta a la parte variable de la factura que, en el caso de los autónomos y los pequeños negocios, representa entre el 60% y el 65% de la misma. Ante la escasez de ayudas para paliar los efectos de estas alzas (“no tengo conocimiento de que existan a nivel nacional”, señala el presidente de Apetreva), asociaciones y confederaciones sectoriales piden al futuro Gobierno que tome medidas. Autónomos y Emprendedores indica que una de éstas es rebajar el IVA de la factura eléctrica al tipo súperreducido del 4%, lo que reportaría un ahorro medio de 130 euros cada año.