El RACE ha atendido más de 36.000 expedientes en el periodo comprendido entre el 8 y el 17 del mes de enero, 1.500 de ellos referidos exclusivamente a los vehículos atrapados en calle y carreteras por el temporal “Filomena”.

Vehículos detenidos en las vías sin poder moverse, coches con las baterías inutilizadas, vehículos afectados por fenómenos naturales como la caída de ramas y árboles, o motores de arranque que han dejado de responder. En los diez días más caóticos estos fueron los tipos de expediente que acompañaron a los motivos tradicionales, que en muchos casos sufrieron un descenso de incidencias, como las ruedas pinchadas, los fallos en el pedal de embrague o el encendido del testigo del motor, todos con un descenso del 21%, entre otras razones, por el menor uso del vehículo.

Asimismo, durante estos días los operadores del RACE atendieron más de 50.000 llamadas, con más de 2.500 llamadas en la noche del viernes 8 denero al sábado día 9 (entre las 19:00 horas de la tarde y las 10:00 de la mañana), lo que supone un 40% más respecto a la misma franja de cualquier otro fin de semana.

Por provincias, la que más incremento de expedientes experimentó fue Cuenca, con un 63% más, seguida por Toledo (58%), Segovia (57%) y Guadalajara (40%). Tres de las cuatro provincias con mayor número de expedientes también vieron incrementar los sucesos, como fueron Madrid (10%), Valencia (10%) y Málaga (14%), mientras que en Barcelona descendieron un 15%.