Axalta Coating Systems ha publicado su informe de sostenibilidad que incluye el progreso de la empresa en una serie de indicadores de sostenibilidad a lo largo de 2014 y 2015. El documento repasa los logros en operaciones y reglamento medioambiental, tecnología e innovaciones de productos, adquisición de talento y desarrollo que proporcionarán la base para el crecimiento sostenido, y las iniciativas de responsabilidad social corporativa en las comunidades en las que opera la compañía.

“Nuestro informe cataloga un progreso significativo hacia el cumplimiento de los objetivos clave de sostenibilidad que nos hemos fijado, que nos esforzamos para ayudar a nuestros clientes a cumplir, y que la sociedad espera de las empresas responsables”, ha explicado el presidente y CEO de Axalta, Charlie Shaver, quien destaca la sostenibilidad como parte fundamental. “Nuestros recubrimientos están diseñados para permitir que los productos de nuestros clientes duren más tiempo y obtengan mejores resultados. Esto mantendrá su éxito, y cuando tienen éxito nosotros también. Además, estamos orgullosos de nuestros esfuerzos para minimizar nuestro impacto en el medio ambiente cuando fabricamos nuestros recubrimientos”.

El periodo de dos años que cubre el informe, preparado usando los parámetros del Global Reporting Initiative (GRI), ha sido transformador en la historia de Axalta. Después de emerger como una compañía independiente, la compañía se embarcó en un curso de crecimiento anunciando la expansión de fábricas en China, Alemania, Brasil, México, Argentina e India. Estas instalaciones, que ya están terminadas o en proceso de construcción, se han diseñado con tecnología de última generación para reducir su huella ambiental, al tiempo que proporciona recubrimientos de calidad.

A pesar de que la producción se ha incrementado en más de un 12% desde 2013, y el número de fábricas ha aumentado de 35 a 38, el índice de intensidad energética ha disminuido en un 6% durante el mismo periodo.

Estas inversiones también se anunciaron para ampliar la capacidad de I D que será necesaria para desarrollar tecnologías de recubrimiento de siguiente generación para los clientes de Axalta, formuladas para ayudarles a alcanzar sus objetivos de sostenibilidad. Las nuevas fórmulas de recubrimientos de vehículos permiten a Axalta recubrir fibra de carbono y otros sustratos ligeros que se integran cada vez más en el diseño de vehículos, para mejorar la economía de combustible y reducir las emisiones de CO2.

Por su parte, los recubrimientos en polvo Alesta de Axalta ayudan a reducir la absorción del calor por los edificios, lo que reduce los costes de aire acondicionado y el uso de energía, y la eliminación de pintadas. Las soluciones de recubrimientos energéticos, como Voltahyde, que hacen que los motores funcionen de manera más productiva, también están disponibles en formulas libres de formaldehído.