Los nuevos enchufes rápidos de seguridad ZAPHIRO destacan por su facilidad de uso, seguridad y rendimiento. Incorporan un sistema 'antilatigazos' que impide al conector macho saltar cuando se extrae del enchufe rápido ZAPHIRO. Asimismo, el exclusivo diseño de su válvula garantiza un mayor y más estable caudal de aire, así como una presión más constante y sin turbulencias. Son antiestáticos y no llevan muelles en su mecanismo, lo que facilita su conexión.

La pistola sopladora ZAPHIRO ofrece chorro direccional e incorpora un gatillo progresivo para utilizar en todo momento solo el caudal necesario, sin desperdiciar aire comprimido. Su diseño ergonómico y extraordinariamente ligero (116 g) y cálido del cuerpo (nunca se siente el frío) se suma a su boquilla antirrayaduras, que evita el deterioro de materiales y superficies cercanas. Además, no se han utilizado siliconas durante su fabricación, por lo que no existe ningún riesgo de contaminación por estos compuestos en pinturas o barnices.

Finalmente, la nueva manguera ZAPHIRO, de color azul, viene en diámetros de 15, 16 y 18 mm. Bajo su recubrimiento externo de EPDM (caucho de etileno propileno dieno tipo M), hay una capa de hilos sintéticos trenzados que aumenta la resistencia y duración del tubo, que a su vez envuelve el interior antiestático y exento de siliconas, también de EPDM. El tubo soporta temperaturas de hasta 100º C, con una presión máxima de 50 bar.