El equipo de especialistas de PPG que ha desarrollado MoonWalk se comprometió a innovar y crear un nuevo estándar en la mezcla de pinturas, centrado principalmente en los puntos débiles de los usuarios. Tras un ciclo muy intenso de desarrollo de tres años, que involucró a ingenieros de I+D, técnicos de campo y clientes piloto, el equipo de MoonWalk ha logrado desarrollar una solución robusta y asequible, diseñada para adaptarse a todas las salas de mezcla.

Además de la máquina mezcladora, el paquete estándar MoonWalk también incluye:

  • Un ordenador TouchMix Express, de gran pantalla táctil que incorpora un software intuitivo e inteligente, así como el último software de gestión de color PaintManager XI de PPG.
  • Una báscula ultraprecisa de dos dígitos y una impresora de etiquetas
  • Instalación, formación y garantía de 3 años de la máquina mezcladora y del servicio de asistencia, con la opción de extenderla a 5 años.

“El foco en el cliente, la identificación de problemas y la innovación de los procesos son los pilares del proyecto MoonWalk. En nuestro objetivo de convertir las ineficiencias en oportunidades rentables y en un valor tangible y medible para nuestros clientes, MoonWalk tiene como objetivo establecer un nuevo estándar en la industria. Menos desperdicio de producto, más tiempo de valor añadido y sin desorden en el área de mezcla de pintura aportan inmediatamente mayor eficiencia, calidad, productividad y satisfacción de los profesionales de cualquier taller que trabaje con MoonWalk. MoonWalk genera valor innovador para la industria del repintado”, señala Alban d'Epenoux, business director de PPG Refinish para la región CEMTA y líder del proyecto MoonWalk.