Un estudio de RentalPlus.es muestra que los ciudadanos españoles tienen claro que aún podrán irse de vacaciones cuando acabe la pandemia del coronavirus. Así, un 63% cree que se cumplirán sus deseos vacacionales, mientras que el 37% es pesimista con respecto a esta posibilidad, por lo que no espera disfrutar de ellos.

Según el informe, siete de cada diez españoles apostarán por destinos nacionales cuando acabe la crisis del coronavirus. El principal motivo es la falta de recursos con las que cuentan desde hace semanas para organizar el viaje (tiempo, ahorros,...).

Por tanto, disfrutar de la geografía española se presenta como una posibilidad más asequible e igualmente satisfactoria, pues ocho de cada diez turistas eligen el destino por la gastronomía. Además, según los cálculos de RentalPlus.es, un viaje nacional puede llegar a ser hasta un 70% más barato en comparación con destinos como París, Roma o Berlín.

Sea una escapada corta o unas vacaciones de más de una semana, los españoles tienen claro que irán en coche: el 87% de quienes se plantean hacer una viaje por nuestro país lo hará en un vehículo, ya sea de su propiedad o en alquiler.

A la hora de salir de viaje en carretera, sólo cuatro de cada diez conductores realiza una puesta a punto de su vehículo, lo que aumenta exponencialmente la probabilidad de sufrir algún percance o avería en el coche.