Las matriculaciones de vehículos industriales registraron un descenso del 13,2% en marzo, con un total de 1.736 unidades, según los datos de ANFAC, que reflejan también que a lo largo de los tres primeros meses de este año el balance es ya negativo, con un porcentaje del -2,9% (5.955 altas) frente al primer trimestre de 2018.

En el análisis por segmentos, entre los industriales ligeros, de más de 3,5 toneladas y hasta 6 t, se registraron en marzo 52 unidades, cifra que supone un descenso del 3,7% frente al mismo periodo de 2018, al tiempo que entre los industriales medios, por debajo de 16 toneladas, el balance del mes pasado arroja un descenso del -21,3% tras haberse dado de alta 263 unidades, informan nuestros compañeros de Todotransporte.

La única categoría de vehículos que mantiene el tipo, tanto con los datos de marzo como en los correspondientes al primer trimestre, es la de camiones pesados rígidos. El mes pasado finalizó con 387 altas y un 15,7% de incremento, mientras que entre enero y marzo se matricularon 1.117 vehículos en este grupo, dato que supone un ascenso del 17,3%.

En cuanto a las tractoras, marzo reflejó una caída del 18,9%, con un total de 1.037 unidades, mientras que desde enero el descenso es del 7,3% con un total de 3.781 unidades. Dentro de las tractoras, que a pesar del descenso continúa representando la gran mayoría de operaciones en el mercado nacional, la clasificación por marcas entre enero y marzo coloca a Mercedes-Benz en primera posición con 696 altas y una subida del 25,%, por delante de DAF (614 y 6,2%), MAN (596 y 16,6%), Scania (573 y -16%), Renault Trucks (527 y -5,2%), Volvo (515 y -5,9%) y Iveco (260 y -59,8%).