Entre enero y noviembre de 2018 se produjeron 2.673.170 vehículos en España, un 0,03% menos que en el mismo periodo del año anterior, dato que se ha visto influenciado por la caída del 13,7% de la producción en las fábricas españolas el pasado mes de noviembre.

Pese a que las cifras del mes de octubre señalaban una posible recuperación de los mercados europeos, ANFAC indica que la debilidad de la demanda se mantiene en noviembre, sobre todo en los cuatro principales destinos de exportación del país. Las matriculaciones en Alemania han caído un 9,9%, mientras que Francia ha reducido sus ventas un 4,7%, la demanda en Italia ha descendido un 6,3% y en Reino Unido, un 3,0%. Además, el mercado turco continúa sumido en su propia crisis, con una caída en noviembre del 39,2% respecto del mismo mes del año pasado.

Asimismo, la propia demanda española se está retrayendo, ya que el consumidor se encuentra en un momento “de gran confusión e incertidumbre”, de acuerdo a la patronal. “España es el primer destino de la producción española, por lo que un mal comportamiento del mercado español tiene un efecto importante en el ritmo de producción de las fábricas”.

La propia demanda española se está retrayendo, ya que el consumidor se encuentra en un momento de gran confusión e incertidumbre

Por otro lado, la entrada en vigor de la nueva normativa de medición de emisiones WLTP y las dificultades de las fábricas para proveerse de motores homologados según las nuevas condiciones, ha provocado paros en la producción de algunos días en el mes o reducción de turnos de producción. “Estos cierres son coyunturales y la producción no cerrada en este mes se recuperará, previsiblemente, en los próximos meses”, aseguran desde ANFAC.

Esta caída en la producción en noviembre ha sido generalizada para todos los tipos de vehículos, salvo para los industriales ligeros, que están experimentando un cierre de 2018 muy positivo. Así, la producción de turismos ha registrado un descenso del 12,7%, con 206.278 unidades ensambladas en el mes de noviembre. En los once primeros meses, se construyeron en las fábricas españolas 2.102.954 turismos, un 0,06% menos que en el mismo periodo de 2017. En cuanto a los todoterrenos, se han ensamblado 4.785 unidades en el mes, un 11% menos, lo que supone un acumulado de 48.832 unidades en lo que llevamos de año y un 8,6% más

En cuanto a la producción de vehículos comerciales e industriales, la fabricación total ha caído un 18,5% respecto a noviembre de 2017, con 45.811 unidades producidas. La producción de estos vehículos registra, en el acumulado del año, una reducción de 0,65% y 521.384 unidades ensambladas. Es especialmente relevante la caída de ventas de los tractocamiones, a la mitad en el acumulado del año por el mal momento que atraviesa su mercado.

La caída en la producción en noviembre ha sido generalizada para todos los tipos de vehículos, salvo para los industriales ligeros, que están experimentando un cierre de 2018 muy positivo

Analizando la exportación, en noviembre se exportaron 210.040 vehículos, lo que representa un descenso del 14,4% frente al mismo mes de 2017. Se enviaron fuera de las fronteras españolas un total de 174.183 turismos, un 12,2% menos que en noviembre del año pasado. En los once primeros meses del año, se han exportado 2.183.243 automóviles desde España (un 0,24% menos) de los que 1.776.076 unidades corresponden a turismos (con un descenso del 1,4%) y 360.281 unidades a vehículos comerciales e industriales, con una caída hasta noviembre del 6,2%).

La exportación del mes de noviembre muestra un peor comportamiento que la producción y además ha sido generalizada para todos los tipos de vehículos. Entre los motivos, ANFAC destaca “la resaca del efecto WLTP” que todavía muestran los principales mercados europeos.