Un consumidor puede ahorrar 120 euros en la revisión ordinaria de su coche en función del taller que elija, según un estudio realizado por la Asociación de Consumidores Irache en 25 talleres de la Comarca de Pamplona. En algún caso, la revisión básica, que incluye también el cambio de aceite, costaba 130 euros y en otros talleres el mismo trabajo superaba los 250, explica Irache en un comunicado que recoge Diario de Navarra.

Solo el precio de mano de obra de un taller a otro puede encarecerse en más de un 50% según el establecimiento elegido. Los datos indican que hay talleres que facturan la hora de mano de obra (sin IVA) a 37 euros y otros que lo hacen a 80, aunque en la mayor parte de los talleres visitados el coste de la hora de mano de obra se sitúa entre 40 y 60 euros. Según Irache, y como norma general, la mano de obra es más económica en los talleres independientes que en los marquistas, donde se han encontrado los precios más altos. Las diferencias entre unos y otros suelen rondar el 35%, si bien en ocasiones este encarecimiento supera el 50%.

La encuesta encargada por Irache muestra que el 53% de los navarros lleva a revisar el coche a un taller independiente, y el 38% lo hacen en el concesionario de la marca, mientras que un 8% precisa que durante la garantía lo lleva al taller oficial y posteriormente ya lo hace revisar en talleres independientes.

Por otro lado, muchos talleres oficiales lanzan ofertas de reparación y revisión del coche en las que los precios aplicados pueden beneficiarse de descuentos. En estos casos, desde Irache recomiendan siempre revisar bien la oferta, ver qué servicios ofrece y qué requisitos se exigen. Algunas de estas ofertas incluyen financiaciones para pagar estas intervenciones en el vehículo. Antes de aceptarlas, recuerda la asociación, es importante revisar qué intereses conllevan.