Arval Relsa ha abierto sus nuevas oficinas en Colombia, ubicadas en Bogotá. La nueva sede, a pleno funcionamiento desde abril de 2020, desarrolla servicios de alquiler y nuevas soluciones de movilidad en todo el país, con un enfoque especial en los automóviles y las flotas de vehículos comerciales ligeros.

Ya presente en Brasil y, junto a Relsa, en Chile y Perú, la flota de Arval en estos países ha crecido más del 34% en los últimos tres años. La apertura de las oficinas en Colombia pretende acelerar el desarrollo de las actividades de Arval en América Latina, donde se enfocará en la migración de las soluciones clásicas de financiación de flotas a los servicios de alquiler y nuevas soluciones de movilidad.

Al frente de Arval Relsa en Colombia está Francisco Pardo, que comenzó su relación con Arval en España, donde fue director de MTR (Renting Flexible). De ahí pasó a Arval Perú como director general donde, además de afianzar la presencia de Arval en ese país, fue una pieza clave en la integración de Arval y Relsa.

Además de su presencia local en diferentes países de América del Sur, Arval también opera en todo el continente a través de Element Arval Global Alliance. A través de esta alianza, Arval puede confiar en la experiencia de su elemento socio en América Central y del Sur, lo que le da, por ejemplo, una posición principal en México. Al gestionar más de tres millones de vehículos en más de 50 países y ofrecer productos y servicios armonizados y adaptados a la demanda local, Element-Arval Global Alliance permite a Arval servir a sus clientes en los cinco continentes. En 2020, la compañía celebra el 25º Aniversario de esta alianza estratégica.