BlaBlaCar ha alcanzado la rentabilidad a nivel global, mientras que España se consolida como uno de los países más relevantes para la compañía, con cinco millones de usuarios y un crecimiento interanual en su actividad del 25% en los tres últimos meses. La red social, que opera en 22 países, en los que cuenta con 65 millones de usuarios, implementará antes de finalizar el año su nuevo algoritmo en España para conectar localidades que, de otra forma, no tendrían conexión directa.

Este año, más de 50 millones de personas en todo el mundo han viajado como pasajeros en BlaBlaCar, lo que supone un incremento del 40% de su actividad respecto al año pasado. Según su balance económico, este crecimiento, junto con una gestión eficiente de la compañía, que aún continúa en fase de inversión, ha permitido anunciar su rentabilidad.

Jaime Rodríguez de Santiago, General Manager de BlaBlaCar para España, Alemania y Portugal, asegura que “este es un paso importante para BlaBlaCar, que se da en un buen año para la compañía. Es una buena noticia no sólo para nosotros, sino también para el ecosistema innovador europeo porque significa que unicornios como BlaBlaCar pueden generar modelos de crecimiento sostenibles. Nuestra salud financiera nos va a permitir seguir invirtiendo en innovación y apostando por reforzar nuestra estrategia internacional. Queremos seguir conectando a personas que quieran hacer de sus viajes una experiencia más social, económica y eficiente”.

BlaBlaCar ha alcanzado los cinco millones de usuarios en España y su rentabilidad a nivel global el mismo año en el que ha anunciado una nueva tecnología para potenciar las conexiones dentro de su red, sobre todo en las localidades más pequeñas.

Actualmente, dos terceras partes de los viajes publicados en BlaBlaCar no tienen equivalente directo en medios de transporte como el autobús o el tren. Para proporcionar a cada población la misma conectividad de la que disfrutan los grandes centros urbanos, la compañía ya está implementando en España la última fase del algoritmo anunciado a principios de año. Con esta tecnología, que utiliza inteligencia artificial, se generan puntos de recogida en las poblaciones cercanas al trayecto que los conductores vayan a realizar sin necesidad de que se añadan manualmente.

“Una de las claves para nuestro crecimiento sigue siendo la confianza. La capa tecnológica de BlaBlaCar ha permitido que nuestros usuarios tengan un perfil cada vez más heterogéneo. Hace ocho años su edad media era de 24 años, ahora es de 32”, asegura Jaime Rodríguez de Santiago. “Nuestros usuarios crecen con nosotros y comparten su experiencia facilitando que cada vez más personas confíen en BlaBlaCar. El cambio de mentalidad hacia un acceso a la movilidad más sostenible no tiene freno”.