En 1975 Enzo Ferrari encargó a Brembo equipar sus Fórmula 1. Con esa tarea Brembo desarrolló su primer sistema de freno de carreras de Brembo, entrando por la puerta grande, en la más alta competición.


A día de hoy es el líder del mercado y, con su filial de AP Racing, suministra sus productos a todos los equipos de Fórmula 1. Para ello dos equipos distintos, con la misma matriz pero incomunicados entre sí, Brembo y AP compiten entre sí para crear los productos más punteros y con mayor desarrollo tecnológico. Durante esos cuarenta años se ha invertido mucho en investigación y desarrollo de productos altamente innovadores y tecnológicos.
La historia de Brembo en la competición está marcada por hitos como el triunfo de Gilles Villeneuve en el GP de Montecarlo con pinzas de freno Brembo; la introducción por la marca de los discos de freno de carbono para la Fórmula 1; la entrada en 1985 en las grandes competiciones norteamericanas, Indy Car y NASCAR. Luego llegaron competiciones como la MotoGP y las superbike. En estos años Brembo ha sido protagonista en la consecución de 339 títulos ganados en las principales categorías.
La participación en la competición ha dotado a Brembo de un espíritu que ha propiciado que sus técnicos trabajen juntos en la búsqueda de ideas innovadoras que acaban pasando de la competición a los vehículos que circulan por nuestras calles y mantenemos en nuestros talleres.