Diselauto Volvo celebró el pasado 4 de noviembre la inauguración de unas nuevas instalaciones de más de 4.000 m2 en el municipio barcelonés de Sant Just Desvern, concretamente en la Carretera Reial, 121.

De este modo, el Grupo Diselauto afianza su excelente posición en el mercado catalán, al contar con seis instalaciones Volvo que dan soporte a 20.000 clientes, que generan unas ventas de más de 1.000 vehículos anuales, entre nuevos y de ocasión, y 8.000 reparaciones en sus talleres.

 

En sus talleres el concesionario dispone del programa 'Volvo Personal Service' (VPS), un servicio con el que la marca busca optimizar los tiempos y la calidad de los trabajos realizados en el taller, así como brindar la oportunidad al cliente de ver con completa transparencia lo que se hace con su vehículo.

Entre los aspectos más destacados de este servicio se encuentran el disponer de un técnico personalizado para realizar toda la gestión (cita, recepción y reparación) y que junto con Programa One Hour Stop (que utiliza la Metodología Lean para reducir al máximo el tiempo de las reparaciones realizado más del 80% de las intervenciones en menos de una hora) proporcionan un servicio de posventa integral a todos los clientes.