Ballenoil y Endesa X han firmado un acuerdo para, inicialmente, poner 106 puntos de recarga para coches eléctricos en 53 estaciones de servicio en su red. Andalucía es la comunidad que albergará mayor número de cargadores, con un total de 19, repartidos entre Sevilla (7), Málaga (6), Cádiz (4) y Huelva (2). A esta expansión, le siguen Madrid, con 14 cargadores, Valencia (8), Alicante (2), Barcelona (6), Asturias (2) y Toledo (2).

Los puntos de recarga que va a instalar Endesa X en las estaciones de servicio de Ballenoil serán de carga rápida (50kW) y semirápida (22kW), dependiendo de si su ubicación está más cerca de los núcleos urbanos, y permiten tener otros 100 km de autonomía adicionales en el coche eléctrico entre 20 y 40 minutos, respectivamente.

Además, son cargadores universales: pueden dar servicio a todos los modelos de vehículos eléctricos del mercado porque permiten también realizar recargas tanto en corriente continua (CCS Combo, CHAdeMO), como en corriente alterna (Mennekes).

Los clientes de Ballenoil, sean o no clientes de Endesa, podrán realizar las recargas de sus vehículos de una manera sencilla, gracias a la aplicación para móviles Endesa X JuicePass (disponible en IOS y Android). Como todos los puntos de recarga estarán conectados a la plataforma digital de Endesa, los usuarios podrán localizar -a través de esta aplicación- la estación de carga, conocer su estado, iniciar y finalizar el proceso desde su móvil, e incluso abonar las recargas con su tarjeta de crédito sin necesidad de ser cliente de Endesa.

Por su parte, Ballenoil alcanzará 126 puntos de recarga para completar la oferta de cara a sus clientes y constituirse como “una solución para que los conductores se adapten a los nuevos combustibles”, explica David Querejeta, socio y director de expansión de Ballenoil. Además, la operadora independiente pretende potenciar su crecimiento a nivel nacional, alcanzando 200 estaciones en 2021, en el marco de su nuevo plan de expansión, denominado BAM.

Este acuerdo se enmarca en el Plan de desarrollo de Infraestructuras de acceso público de recarga para el vehículo eléctrico que presentó Endesa a mediados de noviembre del año pasado. Está prevista la instalación de 8.500 puntos, de los cuales los 2.000 primeros estarán disponibles entre 2019 y 2020.