Ficosa y la multinacional Panasonic cerrarán antes del verano la alianza por la que la firma japonesa se quedará con el 49% del grupo español y presentarán en septiembre las cuatro líneas de nuevos productos que lanzarán y en las que se trabaja ya en la planta de Viladecavalls (Barcelona).

 

La operación no está todavía cerrada, aunque el fabricante de sistemas y componentes de automoción prevé la rúbrica final del acuerdo en las próximas semanas, momento en el que se conocerá la inyección económica de Panasonic, que podría superar los 100 millones de euros, estiman algunas fuentes.

Desde hace ya semanas, personal de Panasonic trabaja junto a la plantilla de Ficosa en Viladecavalls en los primeros productos que verán la luz fruto de la alianza empresarial y que serán reflejo de la ambición de los dos grupos por posicionarse en el competitivo mercado del llamado coche conectado.

El consejero delegado de Ficosa, Xavier Pujol, expuso que los dos socios concentran sus esfuerzos en desarrollar productos en el ámbito de la seguridad activa (retrovisores avanzados), la reducción de las emisiones de CO2 y el coche eléctrico, y los sistemas de comunicación.

Ficosa y Panasonic integrarán su conocimiento en tecnología de la imagen y combinarán las destrezas de la compañía japonesa con la experiencia y tecnología de espejos para automoción de la española, acelerando así el lanzamiento de la tecnología avanzada del sistema de espejo electrónico.

En este sentido, Pujol se mostró convencido que la entrada de Panasonic impulsará el negocio tradicional (campos de visión y retrovisores) en Europa y América, donde prevé crecimientos del 3,5 %, así como en China, el tercer mercado más importante para la multinacional catalana, donde se mantendría el actual crecimiento a dos dígitos.

"La alianza con Panasonic consolida nuestro liderazgo en el negocio tradicional, donde Ficosa se encuentra entre los tres más importantes del mundo. Y en el caso de los nuevos productos, la suma de las dos compañías nos posiciona en el segmento alto de la clase tanto en seguridad como en comunicación y coche eléctrico", aseguró el consejero delegado.