El fabricante de automóviles Ford alcanzó recientemente un acuerdo con DowAska, 'joint venture' entre Dow Chemical y Aska Akrilik Kimya, para investigar de manera conjunta el desarrollo de técnicas de fabricación con fibra de carbono en grandes volúmenes para el sector del automóvil.

 

Ford explicó asimismo que este material jugará un "papel significativo" a la hora de reducir el peso de los automóviles, lo que derivará en unas mejores prestaciones y en reducciones del consumo de combustible.

A través de esta colaboración se combinarán las capacidades de DowAska en materia de fibra de carbono con la experiencia de Ford en el diseño, ingeniería y producción a gran escala de vehículos.

El objetivo principal es diseñar materiales con un coste asequible para crear piezas de composite de fibra de carbono, que son más ligeras que el acero pero que cumplen los requisitos de resistencia necesarios.

De esta manera, Ford y DowAska trabajarán conjuntamente para reducir el alto coste y la limitada disponibilidad de la fibra de carbono, mediante la creación de un proceso de fabricación viable para grandes volúmenes de vehículos.