Siguiendo las recomendaciones de la Comisión para la Sostebibilidad Energética del Gobierno Vasco, Euskotren ha adjudicado el contrato de suministro de cinco vehículos duales (gasolina-GLP), el renting de 13 vehículos 100% eléctricos y la dotación de puntos de recarga en diversas residencias laborales distribuidas por Vizcaya, Guipúzcoa y Álava.

Este último contrato ha sido adjudicado a Ibil, empresa participada por el Ente Vasco de Energía (EVE) y Repsol, que ha instalado ya 17 terminales de recarga: siete son el modelo IbilBox-100-M con una potencia de 7,4Kw y diez, del modelo Ibilbox 200-Mx2, capaz de cargar dos vehículos al mismo tiempo, y que cuenta con una potencia de 22Kw por cada conector. Los puntos están situados en Leioa, Larreineta, Lutxana, Gernika, Lebario, Atxuri, Gasteiz, Elgoibar, Zumaia, Amara y Araso.

El sistema de control de los puntos de carga se realiza a través de la herramienta de gestión Mi Zona Ibil, donde el personal de Euskotren puede ver en todo momento el consumo que está realizando el vehículo eléctrico, analizarlo y optimizar de esta forma el gasto. Para facilitar el trabajo a los empleados durante el día y aprovechar los precios más baratos de la energía, la carga de estos vehículos se realizará mayoritariamente durante la noche.

Con esta renovación parcial de la flota se estima que para 2019 se alcanzará una reducción del 48% de emisiones. Este proyecto de movilidad eléctrica es una de las acciones recogidas dentro del Plan de Movilidad de Euskotren, integrada, a su vez, en el Plan de Gestión Ambiental 2017-2020.