Ionclik, empresa instaladora de puntos de carga para coches eléctrico, ha obtenido el certificado de buenas prácticas de la Fundación Nacional de Movilidad Eléctrica (Funme) por cumplir los objetivos por una movilidad sostenible. La compañía ha realizado más de 1.200 instalaciones este año abaladas por la fundación por su conocimiento y asesoramiento a sus clientes.

La formación y el conocimiento de la movilidad eléctrica es uno de los principios de Ionclik. “El instalador es el que va a asesorar al cliente de que punto de carga debe instalar en su domicilio o empresa y esto va a traducirse en una buena experiencia para el usuario. Cuando una empresa solo vela por su bien y no por el de su cliente, en la movilidad eléctrica tiene los días contados”, aseguran desde la empresa hispano-mexicana liderada por mujeres.

La Funme nació en 2019 con el objetivo de impulsar la movilidad eléctrica en España. Entre sus labores destaca el asesoramiento sobre movilidad eléctrica, legislación, puntos de carga de vehículos, etc. Además, la Fundación promueve la academia de formación de movilidad eléctrica, voluntariados, sensibilización social y educación para el desarrollo, en materia de movilidad eléctrica, transporte y utilización de la energía sostenible.

Desde hace un año, Ionclik es entidad amiga de la Fundación Nacional de Movilidad Eléctrica, que ha reconocido sus esfuerzos destinados a reducir emisiones y apoyar la movilidad sostenible. Con este certificado, la compañía suma un hito más entre los compromisos y avances realizados para mejorar el entorno.